Cómo ser una persona carismática

¿Y si te dijera que todo lo que has visto en el cine y en la televisión es falso…? a veces pensamos que para ser alguien carismático debes buscar el elogio de los demás, ser el centro de atención.

Sin embargo cuando comienzas a investigar sobre cómo ser popular pronto te das cuenta de que las personas que tienen la capacidad de atraer a los demás casi por magnetismo se caracterizan por otra razón muy diferente; ¡por mostrar un genuino interés en las otras personas!

Dale Carnegie y el primer best seller de autoayuda

Quedaban aún 3 años para que diera comienzo la mayor de las guerras de la historia cuando Cómo ganar amigos e influir sobre las personas fue publicado en formato libro después de haberse impartido en formato presencial desde 1934. El libro marcó a una generación de vendedores al ofrecer en primicia claves importantes sobre relaciones humanas. Una de las lecciones más importantes del libro fue precisamente la que lees aquí ahora mismo.

Más de 80 años después…

Hoy en día sabemos gracias a un conocimiento mucho más extenso sobre neuroanatomía y sobre psicología del comportamiento qué hay detrás de los consejos que exponía ya Carnegie en 1936.

En ventas ser una persona más carismática y atraer a los demás tiene una recompensa evidente. Cuanta más empatía tengas más fácil será para ti una estrategia de ventas personales efectiva. Pero, ¿por qué?

Efecto ideomotor y neuronas espejo

Estos dos fenómenos explican cómo se transmiten las emociones, y en consecuencia, cómo se produce el rapport. El efecto ideomotor manifiesta tus emociones en forma de movimientos, gestos y tono de voz y el sistema de neuronas espejo capta cómo se siente la otra persona y activa las mismas zonas cerebrales. En el podcast entro más en detalle sobre experimentos y estudios interesantes acerca de ambos temas.

La clave…

Precisamente por los principios anteriores cuando tratas de vender un producto o servicio, tratas de transmitir tu interés por ello. En palabras de Brian Tracy, “la venta es una transferencia de interés desde el vendedor hasta el comprador“.

Si no crees en tu producto, no generarás muchas ventas.

Si no te interesa tu cliente y crees que te estás aprovechando de él, no generarás muchas ventas.

¡Estas emociones se manifiestan y se transmiten con facilidad! si no las controlas, no podrás dominar el secreto de las ventas, y ese es:

Debes tener PASIÓN por lo que haces, por tu producto y por tu cliente.

¿Fácil? ¿obvio? puede. Cúmplelo cada día antes de cada visita de ventas y llegarás donde tú quieras.